Reformas a Ley de Sanidad Animal para garantizar control de bienestar animal y vigilancia de medidas sanitarias

12 de Diciembre de 2017


  • Con 83 votos a favor el Pleno del Senado de la República avaló un dictamen de las Comisiones Unidas de Agricultura y Ganadería y de Estudios Legislativos Segunda por el que se reforman los artículos 106, primer párrafo y 108, segundo párrafo de la minuta enviada por la Cámara de Diputados relativa a la Ley de Sanidad Animal, la cual tienen como propósito optimizar las actividades de producción y comercialización en establecimientos de inspección federal (TIF).

    En lo que se refiere a las modificaciones del primer párrafo del artículo 106 Ley de Sanidad Animal, se agrega a los sujetos responsables del cumplimiento de las disposiciones de sanidad animal y de buenas prácticas pecuarias a un médico veterinario oficial; dichas personas estarán obligadas a proporcionar las facilidades necesarias cuando se ejerzan las atribuciones de inspección del cumplimiento de las disposiciones de sanidad animal y de buenas prácticas pecuarias de los bienes de origen animal. 

Respecto al Artículo 108 y en concordancia con el anterior, se establece que los establecimientos TIF de sacrificio de animales y de procesamiento de bienes de origen animal, deberán tener a su servicio durante las horas laborables, cuando menos un médico veterinario oficial o médico veterinario responsable autorizado para fines de control de bienestar animal, vigilancia epidemiológica, otras medidas zoosanitarias y de buenas prácticas pecuarias.

Con la propuesta de modificación avalada por el Senado de la República se busca prever a nivel legal la figura de los "médicos veterinarios oficiales", y los "médicos veterinarios autorizados", como figuras jurídicas diferenciadas para el mejor cumplimiento de las disposiciones de sanidad animal, aunque ambas orientadas a mejorar los procedimientos de inspección, control, y vigilancia, sujetos a ser aplicados en los establecimientos TIF (Tipo Inspección Federal), y agilizar el proceso de control zoosanitario de las industria de la carne

  • Y es que de  acuerdo a la a Comisión de Ganadería, el sector productivo de la carne en nuestro país, ante la falta de personal, se ha dificultado la operatividad adecuada las facultades de inspección, control, vigilancia, tenido como consecuencia que el sector productivo nacional, asuma mayores riesgos con respecto a su producto, así como mayores costos de almacenaje, lo que tiene a su vez un impacto en la pérdida de competitividad del sector productivo en cuanto a las exportaciones se refiere, y también en algunos casos puede llegar a significar un impacto en los costos finales del producto para los consumidores de carne en nuestro país, que son las familias mexicanas.

    La propuesta se turnó al Ejecutivo Federal. 


Relacionadas